¿Tributan las indemnizaciones por despido?

En DADES i SERVEIS te recordamos que no todas las indemnizaciones con motivo de un despido están exentas de tributación. Podrán disfrutar de la exención cuando se  reciba la indemnización con carácter obligatorio de acuerdo con el Estatuto de los Trabajadores. Ahora bien, la parte que exceda de la cuantía obligatoria (20, 33 o 45 días por año trabajado) sí deberá tributar y en cualquier caso el límite absoluto de la exención son 180.000 euros, ya que cuando se exceda esta cantidad del exceso también deberá tributar.

En los supuestos de baja voluntaria o pacto entre el empresario y el trabajador la indemnización no estará exenta. Sin embargo, en algunos supuestos de baja voluntaria sí que se podrá disfrutar de la exención, como por ejemplo: modificaciones sustanciales de las condiciones de trabajo, falta o retraso reiterado en el pago del salario, así como cualquier otro incumplimiento de las obligaciones del empresario.

Finalmente, cabe destacar que cuando se produce el despido y se disfruta de la exención se entiende que se ha producido una desvinculación entre la empresa y el trabajador. En el supuesto de que el trabajador que ha disfrutado de la exención vuelva a ser contratado por la misma empresa, o por otra del mismo grupo en los tres años siguientes, se entenderá que no ha habido desvinculación y, por tanto , Hacienda podrá reclamar la cuantía no tributada a consecuencia de la aplicación de la exención, debiendo probar el trabajador que sí ha habido una desvinculación efectiva entre él y la empresa.

Si tienes alguna pregunta sobre este asunto no dudes en contactar con nosotros.

DADES & SERVEIS S.A. utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor navegación y servicio, analizando sus hábitos de navegación en nuestro sitio web.

Al continuar navegando, entendemos que acepta su uso. Para cambiar su configuración u obtener más información consulte nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies